Prólogo de Scott Robinson: Patrimonio biocultural y despojo territorial en el Rio Mayo

Armando, Ramón y compañía nos llevan por el bosque tupido de los guarijíos, el real que alimenta a las comunidades, así como por otro, conceptual y analítico, lleno de perfiles históricos, etnográficos, botánicos y del actual sistema de imposición de proyectos de gran escala en terrenos ajenos. En el borde del bosque físico, se termina de construir una presa con un largo, pero estrecho embalse, el cual cambiaría el hábitat y la forma de vivir de un pueblo en su territorio boscoso. Al caminar en este bosque, los autores nos confrontan con numerosos desafíos para la gobernanza del río, su monte, que tienen tanto guarijíos como yoris en una región donde escasea el agua. Hay mucha plática y gestión dentro de los dos bosques que aquí se sobreponen y traslapan, pues corresponden a intereses distintos.

            En el presente libro, se documenta el caso singular de los guarijíos de Sonora y su resistencia al despojo, cuya resonancia apunta a una perspectiva útil para resolver conflictos territoriales en otras regiones. Postular y defender la importancia del patrimonio biocultural y territorial de los pueblos indígenas de México ha modificado el diálogo durante la última década entre comunidades tradicionales y el liderazgo científico y social del país. Los riesgos de los desplazamientos, físicos y productivos, es hoy un tema central en las inversiones en el espacio nacional. Pocos libros aspiran a catalizar una revisión de políticas públicas en un tema tan complejo como relevante para el futuro de tantos pueblos, y esto ocurre cuando un nuevo gobierno propone cambiar el modus operandi del Estado mexicano ante sus comunidades y territorios.

            Uno de los retos mayores de nuestra época es saber cómo transformar la lógica del pensamiento tecnocrático que evalúa costos y beneficios de acciones del Estado con base en valores del mercado. Patrimonio cultural y despojo territorial en el Río Mayo, ofrece una metodología, aún inconclusa en sus detalles, pero pertinente para atender este desafío: se trata del diálogo, o acaso la dialéctica entre los saberes del monte y los saberes de las ciencias, en ambos bosques. Los guarijíos, con sus saberes del monte, también son dueños de derechos y territorios que administran con sus respectivos conocimientos. Al tiempo, las diversas ciencias alimentan a las ingenierías, cuyos diseños se traducen en obras que requieren inversiones de recursos públicos, según esto, para el beneficio de todos. Se documenta la ausencia de reciprocidades entre ambos saberes, en relación con una presa de control hidráulico, Los Pilares-Bicentenario, cuyo embalse inundaría un buen pedazo del bosque, el más productivo. Se trata de otra imposición de la modernidad que evita el diálogo, así como las negociaciones que garanticen el respeto a las tradiciones, necesidades y el futuro de los guarijíos.

            Al entrar en la imprenta, llegó la autorización de los recursos necesarios para concluir la construcción de la presa. El hecho acentúa las contradicciones entre las prioridades del Estado y los dueños de saberes tradicionales en su hábitat, siempre valiosos en el contexto del cambio climático galopante. He aquí un exhorto razonado al diálogo político entre actores desiguales en ecosistemas del poder y despojo traslapados entre sí. Se aprecian los espacios y actores del poder siempre presentes, y otros no tomados en cuenta. Esto sucede en jurisdicciones donde los pueblos indígenas y grupos de la sociedad civil comparten algunos objetivos, cuyas alianzas conllevan coaliciones requeridas, al parecer, para exigir el respeto a la ley. Ofrece un perfil de las negociaciones entre entes del Estado, las comunidades a la defensiva y reducidos grupos de la sociedad civil, algunos vinculados con la academia; puede ser una praxis efectiva en estos conflictos.

            Se presenta asimismo una crítica al positivismo ramplón en diversas ciencias al servicio acrítico del Estado y los acervos cognoscitivos alimentados por las mismas. Hay contrastes no siempre evidentes entre los saberes del monte y los de las ciencias, como ejemplo de lo que ocurre con el patrimonio cultural de los guarijíos en su habitat histórico y su lucha desesperada para defenderlo. El ejemplo sintetiza el dominio colonial a que siguen sujetos, ampliamente documentado, que no los ha diezmado, pero ahora las presiones del momento sí son amenazantes. El futuro embalse de la presa inunda el corazón del territorio más productivo de los guarijíos, pero su descripción tampoco es binaria o simplista, porque ambos saberes poseen su respectiva eficacia simbólica y pragmática, y el reto es su convivencia en años cercanos. Cómo y con quiénes se negocia la probable hibridización de saberes en un contexto de poder muy desigual es un tema central en el telón de fondo del escenario sonorense, y de hecho en todo el país, donde acontecen procesos semejantes. Es evidente que el desplazamiento forzado y el despojo de patrimonios bioculturales es inherente al actual modelo del extractivismo vigente en México. Los autores nos inducen a solicitar una revisión de las estrategias y sus impactos de las inversiones del Estado en infraestructura energética, hidráulica y de transporte.

            El reconocimiento y valoración del patrimonio territorial y biocultural en el bosque de los guarijíos —sus saberes del monte al lado del embalse como producto de los saberes de las ciencias— constituye un llamado, enérgico y justificado, para las elites regionales que suelen ser favorecidas por las políticas públicas, las que han gobernado a su manera en amplios rincones del país. Este libro es una invitación amable, pero a la vez crítica y matizada, para revisar los proyectos que pregona la Cuarta Transformación de acuerdo con una metodología distinta a los usos y costumbres de las elites en el poder.

Scott S. Robinson

Tlayacapan, Morelos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: