¡Cheriwema makurawe aki. Gracias pueblo guarijio- de Sonora¡

Cheriwema Makurawe Aki

          Una de las palabras más hermosas en la lengua makurawe de los pueblos originarios de Mesa Colorada, Mochibampo, Colonia Makurawe de San Bernardo, Los Bajíos, Guajaray, Los Estrados y Babícora, es la palabra ¨Cheriwema¨ que quiere decir ¨gracias¨.

Pero la palabra ¨cheriwema¨ significa a la vez un homenaje, un respeto y la gratitud más plena que podemos ofrecer o a Dios nuestro Creador, a un ser humano o a una parte visible o invisible de la creación. Por eso, el rezandero makurawe en los Tuburis, cuando pide la bendición de Dios Padre, ¨Tamo Nonó¨, para cada participante, con las mujeres formadas a su derecha y los hombres a su izquierda, dice después de la incensación con el humo del sahumerio: ¨Cheriwema¨ y la persona que recibe la bendición responde igual: ¨Cheriwema¨.

            Ahora que han cerrado las compuertas de la Presa de Los Pilares en San Bernardo, Álamos, Sonora, sin ceremonia, sin la consulta al pueblo makurawe, sin pensar en sus miles de años y su cosmovisión religiosa realizada por la orilla del Río Mayo, sin pensar en el impacto ecológico con su flora y fauna realmente fascinante de la región, ¿Quién ha pensado en decir ¨Cheriwema¨ a este gran y noble río que he tenido el privilegio de conocer y amar? Conozco donde nace el Río Mayo en la Cascada de Basaseachic, Chihuahua. He caminado con el pueblo makurawe por la orilla del Río Mayo desde la Mesa Colorada hasta Los Pilares. He dormido muchas noches al lado del Río, amaneciendo en oración a su lado y contemplando la maravillosa creación de Dios en sus peces, ranas, garzas y aguilillas. He visto el gozo de los niñas y niños bañándose en el Río, las mujeres lavando ahí su ropa y los jóvenes llevando el agua de sus pozos para tomarlo en la casa. ¿Nadie ha visto como este Río es la vida y encanto de nuestro pueblo makurawe? ¿Nadie ha pensado en el futuro de este pueblo con su cultura y espiritualidad única desarrollado en torno al Río?

            Hace unos años cuando llegaron las autoridades para informar al pueblo sobre la construcción de la presa, hablaron de una ¨presa chiquita que no va a afectar a la gente¨. Luego dijeron que la presa subiría un poco el nivel del agua. Después mencionaron que tendrían que dejar Chorijoa y Mochibampo. Más tarde que los camposantos de la gente quedarían bajo el agua. ¿De quién es el Río? ¿Cómo deciden por el Río y su futuro personas que no lo conocen y menos conocen al pueblo makurawe? Antropólogos y científicos levantaron su voz en favor del pueblo; pero sus peticiones nunca fueron tomadas en serio. La gente que vino a imponer la construcción de la presa continuamente manejaba dos expresiones: ¨progreso¨ y ¨desarrollo sustentable y sostenible¨. A mí me gustaría compartir unos pensamientos a cuanto a estos conceptos.

            En el diccionario, se define la palabra ¨progreso¨ como una acción de ir adelante; así se entiende como un avance, un adelanto o un perfeccionamiento de mejora. La frase ¨desarrollo sustentable y sostenible¨, por su parte, ha llegado a ser el grito de guerra, proclamado enérgicamente por los economistas por un lado y denunciado por los ambientalistas por otro lado. La Universidad Autónoma de Nuevo León define el desarrollo sustentable como ¨un modelo de desarrollo económico mundial compatible con la conservación del medio ambiente y con la equidad social¨. Así, se entiende que se conforma por tres elementos:

  1. Un desarrollo que tome en cuenta la satisfacción de las necesidades de las generaciones presentes
  2. Un desarrollo respetuoso del medio ambiente
  3. Un desarrollo que no sacrifique los derechos de las generaciones futuras.

La Universidad Escuela de Negocios EOI define el ¨desarrollo sostenible¨ como ¨el desarrollo que satisface las necesidades de la generación presente, sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras de satisfacer sus propias necesidades¨. Con esta definición establecen que un desarrollo sostenible debe:

  1. Promover la autosuficiencia
  2. Reconoce la importancia de la naturaleza para el bienestar humano
  3. Asegura que la actividad económica mejore la calidad de vida de todos, no sólo de unos pocos selectos.
  4. Usa los recursos eficientemente
  5. Promueve el máximo de reciclaje y reutilización
  6. Busca la manera de que la actividad económica mantenga o mejore el sistema ambiental
  7. Pone su confianza en el desarrollo e implantación de tecnologías limpias.
  8. Restaura los ecosistemas dañados

¿De qué forma honesta podemos afirmar que la Presa de los Pilares cumplirá con estos requisitos para un progreso, un desarrollo sustentable y un desarrollo sostenible?

A nivel de todo Latinoamérica y el Caribe, no conozco ningún caso en que una presa ha sido de beneficio para un pueblo originario. Al contrario, la construcción de las presas típicamente marca la destrucción y en muchos casos el fin de vida de la tribu particular. En el caso de nuestro pueblo makurawe, su historia grabada en las pinturas rupestres y petrograbados junto con sus lugares sagrados de cuevas antiguas y veredas de generaciones quedará bajo el agua. Se corre el riesgo de aumentar las enfermedades transmitidas como el paludismo por el agua estancada del Río. A la vez, la futura minería de plata planeada para esta región será devastadora para el territorio tradicional del pueblo makurawe. Futuras generaciones no crecerán al lado del Río sino como migrantes a las ciudades y pueblos del sur del Estado en búsqueda de una supervivencia. Con la Presa y la minería, el ecosistema natural sufrirá daños que implicarán siglos para su reparación. La espiritualidad de los makurawe desarrollada por miles de años está en peligro de desaparecer cuando las circunstancias de la Presa y la minería ya no permitan que el pueblo siga viviendo unido en su tierra ancestral.

      Hace un tiempo, tuve el honor de escuchar muchas de las leyendas muy sabias del pueblo makurawe, que particularmente hablan de su identidad y relación con los demás. Tradicionalmente, sus leyendas y sus cantos comparten verdades sobre la vida humana a través de su conocimiento y experiencia de la gran variedad de vida en la creación. Así comparto una de estas leyendas, Aketori y Tukuchurumi, la de la Mariposa y Grillo, primero en su lengua y después en español. Pienso que tiene muchos elementos para nuestra consideración en este momento histórico y crítico para el futuro de nuestro pueblo makurawe. ¡Cheriwema! ¡Que Dios Padre, Tamo Nonó, les bendiga siempre con Su gracia, sabiduría y paz en abundancia!

En Jesús y Santa María de Guadalupe,

                                                            Padre David Joseph Beaumont Pfeifer, OFM, Cap.            Vicario Episcopal de los Pueblos Originarios  de la Diócesis de Ciudad Obregón

Piye tawe hariwame oirepú piripi akatóri ekaka papi piripi karachi napé inamurepú apoe wikatame pirepi tekuchurumi wapi karachi naya warepú. Ago ajama ketepú kihta waasi peni tiame ika mundochi akatowari enimetiachi cherepú. Neea joenia kaweerame cheriata tekuchurumia napekachisika apichume eranine amochitia. Tesiwa tiame animari chere kawe eranimé wikataka y apichuka amatoria nanarito repú apichuka arioy wichiyai piye tawe wanami piripi kuita machenarepu kampochi pukeri tetewinoi y enirepú piripi penitiame akatori yoma tratarowarepú chapinaria tesiwa tiame, akatori kitetewinia tia chi kineipameria eraripú resipakame weriparepú toiwechi y nuutichi toja. Kukuchia waikao chapirepú masarachi y topachitito tehpunarepú. Ahpoe tukachurumia ahpo kariwachi tetewarepú y inateparepú nati, ¨Enimotuka tekuchurumi kaweeraninia kiachi tetiamechitia animari¨.

Una tarde andaba una mariposa volando cerca de unos pedregales. Cuando oyó el canto de un grillo, se acercó a la casita para platicar con él. La mariposa le dijo al grillo: ¨No hay nada más hermoso en este mundo que ser mariposa¨. ¨Yo vivo muy feliz¨,contestó el grillo. Aunque no podía volar como una mariposa, el pobre animalucho dijo que se sentía feliz cantando y saltando. La mariposa seguía volando en cuanto caía la tarde. Al día siguiente unos niños salieron al campo y lo primero que vieron fue una linda mariposa. Todos trataron de agarrarla. La pobre mariposa se iba de un lugar a otro sin poder escapar y, cansada de tanto volar, se paró en una ramita de un encino pequeño. Los niños la atraparon: unos la agarraron por las alitas y otros por el cuerpecito y la destrozaron. El grillo, desde su casita, lo vio todo y pensó, ¨Siendo grillo, soy más feliz que cualquier otro animal¨.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: